Con todo el Poder de la Información

Luis Alonso Vásquez

Dirección General

Martha Isabel Alvarado

Sub Dirección General

logo
El Partenón
Alberto Guerra Salazar

Carmen Lilia y el cascabel del gato

Alberto Guerra Salazar

Martín SIFUENTES

¿Puede, señor Presidente?

Martín SIFUENTES

José Inés Figueroa

El jefe siempre tiene la razón

José Inés Figueroa

Arnoldo García

Hacer política

Arnoldo García

Cd. Victoria

La sangre no llegó al río

Alberto Guerra Salazar

08 de noviembre, 2019

Un nuevo escándalo sacude al sector magisterial de Tamaulipas, pues están visitando escuelas para verificar que la plantilla laboral esté cumpliendo su obligación de impartir clases y se descubren casos de ausentismo, que se traducen en aviadurías.

Lo importante de esta tarea radica en el hecho de que es la Secretaría de Hacienda y Crédito Púbico, no la de Educación Pública, la que realiza esta verificación, pues es la primera dependencia la que se encarga de pagar los sueldos de los docentes.

No se trata de un asunto académico, de libros, gises y cuadernos, tampoco de aprovechamiento escolar ni de capacitación de docentes; la cosa es de pesos y centavos, de billetes, pues cobrar salarios oficiales sin devengarlos es un delito.

Desde la inauguración del gobierno federal de MORENA, con Andrés Manuel López Obrador de Presidente de la República, se modificaron procedimientos en dependencias, en aras de la eficiencia y el combate a la corrupción.

En el área de educación, algunos sistemas y mecanismos de pago a docentes fueron atraídos por la Secretaría de Hacienda, para hacer las transferencias de manera directa, omitiendo la intervención o triangulación, del gobierno del Estado.

Lo que está haciendo ahora la dependencia federal en Tamaulipas, es visitar de manera aleatoria y sorpresiva, las escuelas, para comprobar mediante la presencia física de los docentes, que se encuentran en las aulas, frente a grupo, impartiendo clases.

Una sub-secretaria de Educación, Magdalena Moreno, informó a la prensa de esta actividad pero atribuyéndola a una iniciativa del gobierno de Tamaulipas, cuando la realidad es que se trata de una orden federal.

La señora Moreno reconoció que las verificaciones han dado sorpresas notables, como el hecho de que en una escuela primaria, la mitad de los profesores asignados estaban ausentes.

Pero otro descubrimiento fue más escandaloso todavía, pues se trata de una escuela cerrada, donde se suponía que impartían clases pues los reportes oficiales son en el sentido de que un grupo de profesores cobran sus sueldos por trabajar allí.

Esta cacería de aviadores mantiene temblando inclusive a funcionarios estatales del área de educación, pues si algunos docentes están cometiendo fraude con cobrar sin trabajar, es porque los encubren, protegen, ayudan.

También ha suscitado sospechas de corrupción en la Secretaría de Educación de Tamaulipas y la Sección 30 del sindicato de profesores, discrepancias entre dos listas de la entrega de computadoras que se entregaron con dos años de retraso.

La denuncia la presentó el profesor José Enrique Yáñez Cisneros, en una carta enviada al Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, donde le solicita a nombre de un Movimiento Magisterial Tamaulipas, información sobre el caso.

Refiere el mentor que desde 2017 se creó un fideicomiso del programa de tecnologías educativas, que gastaría 40 millones de pesos en la adquisición de computadoras móviles, en beneficio de una población de más de 6800 compañeros suyos.

Sin embargo, el reparto de las laptops ocurrió hasta el 5 de noviembre de este año, pero con una diferencia de casi la mitad del número original de personas que serían beneficiadas, según se desprende de dos listas de beneficiados.

El Movimiento Magisterial Tamaulipas obtuvo en el Instituto de Transparencia y Acceso a la Información, una lista parcial de beneficiados, que contiene datos diferentes a la lista de beneficiados distribuida por el SNTE y la SET.

Por presumir actos de corrupción, copias de esta carta-petición dirigida a Cabeza de Vaca, se entregaron a la propia SET, la Secretaría de Administración y la fiscalía anti-corrupción.

En temas políticos, la presidenta del PRI y de consejo político estatal, Yahleel Abdalá Carmona, convocó a los consejeros a reunirse el martes a las cuatro de la tarde, en uno de los salones del hotel Paradise Inn.

El temario permanece oculto, pero seguramente se aprobará allí la emisión de la convocatoria para elegir al nuevo presidente estatal, así como el método que se empleará para el efecto.

Este consejo está recortado pues fue necesario hacer una purga para dar de baja al montón de amigos, compadres y socios de Egidio Torre Cantú, que eran los que marcaban la pauta y hacían aprobar cualquier ocurrencia que les enviara su jefe, desde Nuevo León.

También MORENA tiene novedades, pues el domingo presidirá la señora Bertha Luján en la ciudad de México, una reunión donde marcará la nueva estrategia de su proyecto de convertirse en la presidenta nacional del partido.

La señora Luján hizo en Tamaulipas y en otros Estados, asambleas distritales donde hizo elegir a gente suya, para que luego votaran por ella para presidenta nacional. Fue tan descarada esta maniobra ilegal, que los magistrados electorales federales ordenaron la cancelación del proceso.

El presidente municipal de Ciudad Madero, Adrián Oseguera Kernion, que quiere ser candidato de MORENA a Gobernador, vuelve a patrocinar en el sur del Estado al movimiento de la señora Luján, para luego cobrarle el favor.

Se proponen enviar a la Ciudad de México, el domingo, a más de 500 morenistas financiados por Oseguera Kernion, para que le sirvan a doña Bertha de porra y hasta de porros, si es necesario, pues la dama es belicosa.

Entre tanto, la sesión plenaria del miércoles, del Congreso local, tuvo un ingrediente que pudo ser explosivo pero no alcanzó a detonar pues ocurrió a unos metros de donde estaban reunidos los diputados, en la escalera contigua al elevador.

El diputado local de Ciudad Madero, Joaquín Hernández Correa, subía los peldaños, y vio de reojo al abogado y ex director estatal de la policía judicial Oscar Mario Hinojosa Ramírez, que caminaba por el pasillo.

El único testigo presencial del episodio no alcanzó a ver cuál de los dos empezó a soltar los insultos y amenazas, sólo se percató cómo avanzaron uno a otro, encolerizados, como los gallos de pelea, listos para el intercambio de golpes.

Estaban a punto del contacto físico pero intervino providencialmente el ex diputado local perredista y ex candidato a Gobernador, Jorge Valdez Vargas, quien alcanzó a jalar del hombro a su amigo Hinojosa, impidiendo la reyerta.

Hubiera sido un espectáculo para la historia, pues en el Congreso local de mayoría panista se ha visto de todo, menos que corra la sangre.

Ya no es noticia, pero hubo en Reynosa otra persecución, balacera y dos abatidos.

Cumple años Juan Antonio Espinoza, El Buho, de Valle Hermoso

Correo electrónico: albertoguerra65@hotmail.com

 

Más artículos de Alberto Guerra Salazar
El Partenón
J. Guadalupe Díaz Mtz.

Quique Jr. para rescatar al PRI

J. Guadalupe Díaz Mtz.

Martha Isabel Alvarado

Ni la quemada 

Martha Isabel Alvarado

Oscar Jiménez

Cus cus

Oscar Jiménez

Jose Luis B. Garza

Nueva etapa consular en McAllen

Jose Luis B. Garza

Carlos López Arriaga

El vuelo de Genaro

Carlos López Arriaga

Clemente Castro

Reculan los diputados

Clemente Castro