Con todo el Poder de la Información

Luis Alonso Vásquez

Dirección General

Martha Isabel Alvarado

Sub Dirección General

logo
El Partenón
Alberto Guerra Salazar

Otra investigación tipo Irving 

Alberto Guerra Salazar

Angel Virgen Alvarado

'Ya nada es como antes'

Angel Virgen Alvarado

José Inés Figueroa

La nueva vieja normalidad

José Inés Figueroa

Clemente Castro

La próxima visita

Clemente Castro

Nuevo Laredo

A toro pasado

Raúl HERNANDEZ

13 de julio, 2020

El ex futbolista y comentarista Luis García subió a las redes sociales un video donde le pide a los  neolaredenses no bajar los  brazos  frente a la crisis sanitaria. Dice que ya estamos más cerca de que termine la pandemia y es necesario seguir  cuidandonos.

En el mensaje  envía un saludo al ex regidor Rogelio Soto Quiroz y termina  pidiendo que lo inviten a Nuevo Laredo una vez que termine  la pandemia. Seguramente así será. Muchos aficionados lo recuerdan  con cariño cuando jugaba con Pumas, América y la selección nacional y les  gustaría tener una  foto con él.

Rogelio Soto ha estado muy activo en las redes sociales durante la pandemia, apoyando con alimentos a familias de bajos recursos y promoviendo mensajes  preventivos y de aliento a la ciudadanía.

Es un activo de Morena al que seguramente  veremos en  la boleta en las elecciones del año próximo en la que  los partidos van a  necesitar 21  candidatos titulares y sus respectivos suplentes. Es mucha  gente y obviamente los partidos  tienen que  postular a los  candidatos más competitivos porque el proceso no será nada fácil.

En otro tema, en el 2016  el PRI perdió 7 de las 12 gubernaturas en juego.  Su líder nacional era Manlio Fabio Beltrones. Antes de las elecciones, cuando las encuestas daban por perdido al PRI,  Beltrones se reunió con el Presidente Enrique Peña Nieto y le propuso  dar un golpe de timón arrestando a los gobernadores Javier Duarte,  de Veracruz: Roberto Borge, de Quintana Roo; César Duarte, de Chihuahua: y Rodrigo Medina, de Nuevo León. Contra todos ellos se habían integrado investigaciones periodísticas que exhibían sus excesos en la corrupción. Peña Nieto se negó a abrir investigaciones judiciales  --a esos gobernadores los  había  presentado como la nueva  cara del PRI al inicio de su sexenio--, el PRI perdió 7 gubernaturas y con el paso de los años se detuvo a Borge, a Javier Duarte y César Duarte. Medina fue arrestado unas cuantas horas.

El tiempo le dio la razón a Manlio Fabio que  luego de perder las gubernaturas,  presentó su renuncia al partido varios días después de la  vergonzosa derrota,  ejemplo  que nadie más  ha repetido y menos en Tamaulipas donde los dirigentes  perdedores terminan quedándose al frente del PRI durante varios meses más,  hasta que se les da una patada en el trasero y entonces si  recuerdan lo que es  dignidad.

Hoy que César Duarte  ha sido arrestado, el PRI se deslinda de él y pide se le enjuicie, si tiene responsabilidad. Lo mismo dijo después de las detenciones de Tomás Yarrington y Eugenio Hernández. Cuando son gobernadores, son una maravilla; una vez que terminan y se ven en líos con la  justicia, se les deja solos.

La autocrítica será más sana el día que el PRI, y todos los demás partidos, tengan el valor de criticar a sus propios gobernantes. Así  hasta provocarán envidia, de la buena, entre los  simpatizantes de otros partidos. Pero para que eso ocurra, estamos a varios años luz de distancia y tenemos que contentarnos con que las críticas se den a toro pasado, cuando no tienen impacto, y si lo tienen es muy  superficial.

Más artículos de Raúl HERNANDEZ